Gus Van Sant. Tributo a la belleza y la ingenuidad de una América salvajemente beat

La exposición que dedica La Casa Encendida a Gus Van Sant nos permite redescubrir a uno de los cineastas estadounidenses que mejor ha retratado los márgenes de una América influenciada por la cultura beat

Gus Van Sant | Foto: © StyleFeelFree

Fotograma de Five Ways to Kill Yourself (5 maneras de suicidarse, 1986) | Foto: © StyleFeelFree

El primer largometraje que rodó Gus Van Sant (Kentucky, 1952) fue en 1982. Mala noche, adaptación libre de una novela escrita en 1977 por Walt Curtis. Primera parada en el camino. Portland. Homenaje, que continuaría sucesivamente en sus mejores cintas, a la cultura beat aderezada por la tradición del cine independiente americano que no se rinde al tabú. Desde ahí, hasta su segundo largometraje, Drugstore Cowboy, pasaron siete años. Como él afirmó en la rueda de prensa que tuvo lugar en La Casa Encendida con motivo de la exposición que ahora le dedica, “buscaba la forma de hacer películas pero no tenía mucha esperanza de hacer cine, hasta que a finales de los ochenta encontré financiación y pude dedicarme a un trabajo de verdad”. A través de su cámara retrató a una ola de jóvenes sucesores de James Dean. Prueba de ello es la selección de polaroids que el cineasta tomó durante los castings de sus primeras películas y que se pueden ver en la muestra de la Casa Encendida. En sus películas destacan los rostros de Matt Dillon, los hermanos Joaquin y River Phoenix, Keanu Reeves y otros menos populares, algunos de los cuales tuvieron su primera y última oportunidad delante de las cámaras, como es el caso de Eric Deulen que protagonizó Elephant. Su filmografía está repleta de fogonazos, de explosiones rítmicas, musicales y arquetipos que nos remiten directamente a la cultura norteamericana que iconizó la juventud, el derroche y la tangencialidad como forma, precisamente, de elegir otro lugar distinto al estandarizado. O simplemente, de huir.

Seguimos en el camino al que nos llevó Jack Kerouac, tal vez por ese deseo de escapar o de encontrarnos. Volvemos allí y escuchamos la voz de River Phoenix en Mi Idaho Privado. “Siempre sé dónde estoy por el aspecto de la carretera. Como si simplemente supiera que ya he estado aquí antes. Sólo sé que he estado parado aquí… como en otra jodida ocasión, ¿sabes? Sí. No hay otra carretera en ninguna parte como esta. Quiero decir, exactamente como esta carretera. Es un lugar único. Único. Como la cara de alguien”. Claro homenaje a una generación, la beat, con la que Gus Van Sant tuvo grandes lazos como el que mantuvo con William S. Burroughs al que encontramos hasta en tres ocasiones en su filmografía, especialmente paradigmático en Drugstore Cowboy. Ahora es su momento. El momento de homenajear a uno de los hijos, por momentos indómito, de la América que queremos ver, dejando a un lado los estereotipos más rancios de la industria de Hollywood. Un cineasta que configura un mapa territorial por el que transitan rostros, los que pintó, fotografió y dirigió en sus películas. Proveniente de la Cinemathèque française y comisariada por Mattieu Orléan, esta muestra que coincide con el estreno de la película No te preocupes, no llegará lejos a pie, protagonizada por Joaquin Phoenix, no deja de ser un aperitivo para abrir boca y reconocer el mayor logro de la carrera de Gus Van Sant, su tributo a la belleza y la ingenuidad, como reflejo de una América de héroes caídos. Que no es poco.
 

Gus Van Sant | Foto: © StyleFeelFree

Retrato de Gus Van Sant al inicio de la exposición en La Casa Encendida | Foto: © StyleFeelFree

Sala de exposición en La Casa Encendida | Foto: © StyleFeelFree

Fragmentos de películas de Gus Van Sant cortesía de La Casa Encendida | StyleFeelFree Youtube

 

DATOS DE INTERÉS
Título: Gus Van Sant
Artista: Gus Van Sant
Comisariado: Matthieu Orléan
Lugar: Salas D y E de La Casa Encendida (Ronda de Valencia, 2
28012 Madrid)
Fechas: 22 de junio de 2018 – 16 de septiembre de 2018
Horario: de martes a domingos de 10:00h a 22:00h / Cierre de salas de exposiciones a las 21:45 h.
Precio [entrada a exposición]: acceso libre y gratuito
Actividades paralelas: La Terraza Magnética de La Casa Encendida gira en torno a Gus Van Sant con la proyección, todos los sábados de julio y agosto, de las películas que más han influido en su filmografía.
Rosana G. Alonso

Rosana G. Alonso

Alma mater de StyleFeelFree. Alquimista de sueños rotos, esperando que amanezca | Twitter