Ray y Liz | Reconstrucción de una biografía

Richard Billingham, en Ray y Liz, sigue la estela del Realismo Social Británico, que le sirve para contextualizar Ray’s a Laugh, su mítica serie fotográfica de los años noventa

Ray y Liz | StyleFeelFree

Fotograma de Ray & Liz | StyleFeelFree

Abanderada por Mike Leigh y Ken Loach, el Realismo Social Británico lleva una dilatada filmografía, retomada por las generaciones siguientes. Ampliando el recorrido, tras Leigh y Loach, cabe destacar, por ejemplo, la mirada de las cineastas Lynne Ramsay y Andrea Arnold, con sus descarnados retratos de los estratos más bajos de la sociedad británica, que comparten una afilada visión de la condición femenina. Para Richard Billingham, que debuta en el largometraje con Ray y Liz, después de una fructífera carrera como fotógrafo desde que las fotografías de su familia disfuncional fueran rescatadas por Charles Saatchi en la exposición Sensation, este fenómeno cinematográfico, antítesis de la dinámica publicitaria del cine más comercial, le sirve como adalid para reubicar su ya mítica serie fotográfica Ray’s a Laugh.

Para empezar Ray y Liz abre su objetivo manteniendo una perspectiva minimalista, centrada en el detalle y en el retrato paisajístico de lo humano. Desde esta posición, la cinta comienza con una presentación en toda regla del yo fotográfico de Richard Billingham, no obstante, con las decisiones de Daniel Landin, quién rodó las escenas en 16mm. Próximo a este primer contacto, ensimismado en una poética seductora, la cinta se lanza sin previo aviso, acelerando el ritmo por la impronta de lo anecdótico, a lo descriptivo de una vida, de una familia sumida en la miseria. No solo material, sino moral, e incluso afectiva. Si hay algo que caracteriza esta forma de abordar la vulnerabilidad y supervivencia de lo humano, es el desarraigo emocional. Lejos de la delicadeza compasiva de los caracteres de Mike Leigh, Billingham, viéndose a sí mismo en el retrato de familia que reconstruye, adopta una visión cruda y despojada de todo sentimentalismo, salvo en pinceladas puntuales.

Si algo caracteriza la forma de abordar la vulnerabilidad y supervivencia de lo humano en Ray y Liz, es el desarraigo emocional al que Richard Billingham somete cada escena

En realidad, en todo esto, parece que la decisión principal es la de retomar lo cinematográfico como una manera de explayar el trabajo fotográfico. La crudeza de las fotografías de la serie Ray’s a Laugh, vistas en movimiento, se identifican por la acritud temperamental que las define, traspasando los límites de una geografía. Del Fish Tank de Andrea Arnold, al Precious de Lee Daniels o La vida y nada más de Antonio Méndez Esparza. La violencia psicológica en el núcleo familiar se entiende como un modelo que se aleja de los idílicos paisajes familiares a los que se ha consagrado un cine de la mentira, que solo recurre a lo dramático para chantajear al espectador. Ray y Liz, por el contrario, es un estudio de la verdad, siempre subjetiva, de una condición humana sin filtros, que en lugar de provocar al que mira, lo enfrenta a sus propios miedos estructurales. La pobreza, la soledad, el abandono.
 

Tráiler de Ray y Liz | StyleFeelFree Youtube

 

SINOPSIS
Una familia disfuncional sobrevive en el llamado Black Country británico. El núcleo lo compone un padre alcohólico, una madre violenta y dos hijos que no saben de qué forma escapar del infierno de sus vidas. Marcando una línea de continuidad entre la trayectoria fotográfica del artista Richard Billingham y la ficción, el retrato que se compone busca esclarecer los miedos más estructurales de la condición humana.
FICHA TÉCNICA
Título original: Ray y Liz
Duración: 107 minutos
Dirección: Richard Billingham
Guion: Richard Billingham
Fotografía: Daniel Landin
Diseño de producción: Beck Rainford
Vestuario: Emma Rees
Montaje: Tracy Granger
Reparto: Ella Smith, Justin Salinger, Patrick Romer, Tony Way, Deirdre Kelly, Sam Gittins, Joshua Millard-Lloyd
Distribuidora en España: Noucinemart
Fecha de estreno en España: 06 de septiembre de 2019
FESTIVALES Y PREMIOS
Festivales:
D’A Film Festival Barcelona (2019)
Filmadrid (2019)
Nominaciones:
Premios BAFTA (2019): Nominada a Mejor Debut
Festival de Locarno (2018): Nominada a Mejor Película
London Film Festival (2018): Nominada a Mejor Película
Festival de Cine Europeo de Sevilla (2018): Nominada a Mejor Película
Premios:
British Independent Film Awards (2018): Premio a Mejor Director Novel y Mejor Productor Novel
Festival de Locarno (2018): Premio Especial del Jurado
Festival de Buenos Aires (2019): Premio a Mejor Fotografía, Mejor Actriz (Ella Smith) y Premio SIGNIS
Festival de Cine Europeo de Sevilla (2018): Gran Premio del Jurado
Festival de Tesalónica (2018): Premio a Mejor Película
Consulta todos los ESTRENOS RECOMENDADOS DEL 2019 con valoraciones de películas
Rosana G. Alonso

Rosana G. Alonso

Alma mater de StyleFeelFree. Alquimista de sueños rotos, esperando que amanezca | Twitter