Todos queremos algo | Linklater en estado diluido

Como si se tratase de una segunda parte de Dazed and Confused, Richard Linklater en Todos queremos algo vuelve a los años de estudiante con una potente estética que camufla un guión más comercial y predecible que en sus primeras cintas

Todos queremos algo | StyleFeelFree

Fotograma de Todos queremos algo | StyleFeelFree

Año 1980. Estéticamente siguen siendo los setenta pero musicalmente la década es un hervidero en ebullición en el que conviven la popular música disco de los setenta con el country que pegó un subidón considerable secundado por la película Urban Cowboy (1980) protagonizada por John Travolta. A estos géneros hay que sumarles la energía del metal, el punk, el new wave y los comienzos del hip hop. Todo este empuje de gran inspiración motivacional, se percibe en Todos queremos algo, el último proyecto de Richard Linklater, uno de los cineastas estadounidenses más singulares e impredecibles, si nos detenemos a analizar su carrera cinematográfica. En su haber tienen cabida el mejor indie estadounidense como en Slacker, filmes románticos como la atractiva y comercial trilogía de Antes (Antes del amanecer, Antes del atardecer y Antes del anochecer), así como narraciones grandilocuentes. Tal es el caso de Boyhood, una de sus películas más reconocidas aunque también más panfletarias de su trayectoria que le llevó acabarla 12 años. Amante de los personajes singulares como en Bernie, en Linklater, aunque a veces el conjunto de la historia no sea especialmente original, siempre hay conversaciones inspiradoras o de corte realista que le posicionan como uno de los mejores escritores de diálogos del cine estadounidense contemporáneo. Y si de algo puede vanagloriarse es de haber dejado huella en nuevas generaciones de realizadores como se evidencia por ejemplo en Short Stay, el debut cineamatográfico de Ted Fendt estrenado en España en el marco del Filmadrid 2016. Así como en su trabajo al frente de la Film Austin Society que exhibe más de 200 películas al año.

En Todos queremos algo, Richard Linklater vuelve a otro de sus géneros predilectos, las películas de corte popular que no dejan por ello de construir interesantes retratos generacionales que participan de lo que el propio director ha tenido la ocasión de experimentar en su Texas natal. Y eso se nota. Como en la anterior Dazed and Confused (Movida del 76, 1993) que comparte título con la conocida revista inglesa creada en 1991, Linklater mira hacia atrás en Todos queremos algo, recuperando sus propios años de estudiante, esta vez en la Universidad. Otro retrato generacional en su filmografía que ilustra el año 1980 a través de un grupo de estudiantes en sus horas de ocio, antes de comenzar el curso escolar. Una cinta con algún golpe de humor y una lograda estética que sigue la pista a un género, el de las películas de estudiantes con mucho tiempo libre que proliferaron a partir de Porky’s, aunque aquí con el sello Linklater lo que no impide que haya momentos en los que el ralentí sea muy evidente y la película decaiga para acabar sucumbiendo a un guión con final feliz que huye de sus composiciones más abstractas que definen el sentir de una época permitiendo que el espectador se involucre de principio a final.
 

Tráiler de Todos queremos algo | StyleFeelFree Youtube

FICHA TÉCNICA
Título original: Everybody Wants Some (Todos queremos algo)
Duración: 116 minutos
Dirección: Richard Linklater
Guión: Richard Linklater
Fotografía: Shane F. Kelly
Equipo artístico: Ryan Guzman, Zoey Deutch, Tyler Hoechlin, Wyatt Russell, Adriene Mishler, Blake Jenner, Jonathan Breck, Jessi Mechler, Glen Powell, Will Brittain, Taylor Murphy, Lizzy Pop, Vanessa Amaya, Sophia Taylor Ali, Tory Taranova…
Vestuario: Kari Perkins
Música Original: The Cars, Blondie, Dire Straits, Frak Zappa, Van Halen, Kool and the Gang, The Knack, Cheap Trick…
Reparto: Ryan Guzman, Zoey Deutch, Tyler Hoechlin, Wyatt Russell, Adriene Mishler, Blake Jenner, Jonathan Breck, Jessi Mechler, Glen Powell, Will Brittain, Taylor Murphy, Lizzy Pop, Vanessa Amaya, Sophia Taylor Ali, Tory Taranova
Fecha de estreno España: 1 de julio de 2016
Roux Feelfree

Roux Feelfree

Periodista, librepensadora y crítica cultural desde una perspectiva social y despatriarcal. Observando, asumiendo y reflexionando para desconceptualizar ideales que desentrañen lo real contemporáneo | Twitter