Rosana G. Alonso
Conecta

La tela de araña que el rumano Cristi Puiu va tejiendo en ‘Sieranevada’ revela la imposibilidad de mirar el conjunto, de ahí la inevitable ceguera inicial a la que tiene que enfrentarse el espectador

Sieranevada | StyleFeelFree
Fotograma de Sieranevada | StyleFeelFree
SINOPSIS
Una familia se reúne para homenajear a un familiar recientemente fallecido. Entre estos, Lary, hijo del difunto y médico de profesión, llega con su esposa para el evento. Las circunstancias que rodean dicho encuentro son tan inusuales como las conversaciones que se originan y los personajes que se cuelan en el relato. Entre todos la historia avanza, mientras queda interrumpida por otros sorprendentes relatos que tratan de poner luz a los episodios personales y universales.

Cristi Puiu no tiene intención de hacer presentaciones formales en Sieranevada. Entramos en la historia desconcertados sin saber hacia dónde nos encamina. Hasta aquí todo son pesquisas. Y sin apenas darnos cuenta, acabamos de lleno en el espacio asfixiante, el piso de un edificio de Bucarest, donde tiene confinados a unos personajes que homenajean, según las costumbres rumanas, a un pariente que ha fallecido recientemente. Hijos, sobrinos, cuñados y demás allegados se dan cita en un encuentro que enciende el diálogo y acaba por desvelar secretos, tantos como precisábamos para tener las claves de una cinta que entra de lleno en el terreno resbaladizo de la verdad. Verdades que solo lo son a medias. Partes de la narración. Retazos de un nuevo relato que comienza tras un episodio de pérdida que modifica la cartografía familiar.

Así, a fuego lento, el rumano engancha al espectador con las historias personales que van revelándose y que contrastan con las conversaciones que giran en torno a asuntos que atañen a la política internacional, y que se centran, fundamentalmente, en las teorías de la conspiración tras el 11 de Septiembre.

Hay un momento, avanzado el metraje de Sieranevada, en el que uno de los intérpretes del filme hace una declaración que parece resumir todas las intenciones de Puiu en su último trabajo. “La gente que nos gobierna, desde los líderes del Estado hasta los medios de comunicación, están contaminados por el miedo”. El miedo se cuela de hecho cada vez que un personaje cierra una puerta, delimitando un espacio, cerrando el paso a otro o evitando permanecer en un lugar del que no quiere sonsacar nada más.

Sieranevada se bifurca en muchos caminos protegidos por puertas y ventanas. Caminos que comparten el temor a lo que en hipótesis podría ser cierto. Pero al final el espectador se da cuenta de que todos conducen a un mismo lugar específico, a través del cual el realizador de La muerte del señor Lazarescu traza su película más desconcertante y el envoltorio familiar más espléndido desde Celebración de Thomas Vinterberg. Una cinta, Sieranevada, que da pie a muchas reflexiones en torno a cómo construimos nuestras verdades personales y las verdades universales que aceptamos como ciertas, aunque estén empañadas por los intereses de la propia historia. En este sentido Sieranevada es una de las obras más admirables de lo que llevamos de año, en un momento en el que el cine rumano, y en general, todo el balcánico, está encabezando el mejor cine europeo. Como Puiu hila su tela de araña hasta el final, dejándonos con la sensación de que los relatos personales en sí son un serio absurdo, tan frágil como complejo, del que toman conciencia los personajes en el último tramo, es algo que hay que ver, observar e interpretar. Como si fuéramos un intruso que se cuela en la intimidad del vecino.
 

Tráiler de Sieranevada | StyleFeelFree Youtube

FICHA TÉCNICA
Título original: Sieranevada
Duración: 173 minutos
Dirección: Cristi Puiu
Guion: Cristi Puiu
Fotografía: Barbu Balasoiu
Dirección artística: Cristina Barbu
Vestuario: Maria Pitea
Música / banda sonora: Craig Armstrong
Montaje: Ciprian Cimpoi, Letitia Stefãnescu
Reparto: Mimi Brănescu, Cătălina Moga, Judith State, Bogdan Dumitrache, Dana Dogaru, Sorin Medelini, Ana Ciontea, Rolando Matsangos, Marin Grigore, Tatiana Iekel
Fecha de estreno España: 21 de julio de 2017
FESTIVALES Y PREMIOS
Festivales:
64º Festival Internacional de Cine de San Sebastián (2016): Sección Oficial
Nominaciones:
Cannes Film Festival (2016): Nominada a la Palma de Oro
Jerusalem Film Festival (2016): Nominada a Mejor Película Internacional
Munich Film Festival (2016): Nominada a Mejor Película Internacional
Transilvania Internacional Film Festival (2016): Nominada a Mejor Largometraje en los Romanian Days Award
Premios:
Chicago International Film Festival (2016): Premio Gold Hugo a Mejor Largometraje
Chicago International Film Festival (2016): Premio a Mejor Director (Cristi Puiu)
Gopo Awards Romania (2017): Premio a Mejor Montaje (Ciprian Cimpoi y Letitia Stefãnescu)
Minsk International Film Festival (2016): Premio a Mejor Fotografía (Barbu Balasoiu)
International Cinephile Society Awards (2016): Premio ICS Cannes a Mejor Guion (Cristi Puiu)
Consulta todos los ESTRENOS RECOMENDADOS DEL 2017 con valoraciones de películas