El amante doble | En las vísceras de François Ozon

La novela Vidas gemelas de Rosamond Smith sirve a François Ozon en El amante doble para llevar al límite sus propias fantasías creativas en torno a la identidad, la sexualidad y la psicología humana en un thriller que sigue los pasos de Elle de Verhoeveen

El amante doble | StyleFeelFree

Fotograma de El amante doble | StyleFeelFree

SINOPSIS
Chloé, una joven psicológicamente inestable, comienza una relación con su psicólogo después de que este decidiese poner fin a su terapia, por motivos personales. Aunque su vida de pareja parece ir bien, pronto descubre que su amante le guarda un secreto. Sorprendida de que no le hubiese dicho nada al respecto, comienza a investigar por su cuenta, lo que le lleva a extrañas situaciones no exentas de morbo y de encuentros inesperados, que destapan un conflicto psicológico de fondo

En su última película después de la sobriedad clásica de Frantz, François Ozon explora sus instintos creativos, visualmente más descriptivos, partiendo de Life of the Twins, una obra menor de Rosamond Smith que le permite adentrarse en territorios que entran en la esfera de la psicosis contemporánea enfrentándose a los miedos interiores del ser humano en torno a la identidad y sus recovecos, un tema prolífico desde hace décadas y sustancial en una época de mímesis y clones, acuciados por la ciencia. El amante doble partiendo de estas consideraciones es eminentemente lúdica. Sigue la estela de las cintas que están cosechando los mayores éxitos, atrayendo por igual a público y crítica, con un poderoso cóctel que reúne misterio y dosis de pura sexualidad en thrillers ágiles aderezados con humor y sentido de la actualidad que reanudan el camino abierto por Cronenberg y Polanski e incluso el Almodóvar de La piel que habito. Ejemplo de ello fue el triunfo reciente de Elle de Paul Verhoeven, adoptado como francés, en un momento de vacas flacas, generalizando, para el cine galo, saturado de comedias ramplonas, con excesiva atención en las carteleras españolas.

François Ozon no deja de ser una excepción a la regla, al menos en numerosas ocasiones. Desde el comienzo de su carrera ha conseguido revitalizar una escena que cuestiona el momento presente con dilemas en torno a la sexualidad y la identidad, como en Una nueva amiga, en un cine ágil que conserva lo mejor de la tradición francesa sin temer escapar de sus fronteras. El amante doble, a este respecto, es posiblemente la película que condensa todas sus obsesiones creativas en un intento de acercarse a un público que demanda un cine más hormonal y psicológico que plantee al espectador cuestiones, pero a posteriori. Hay una clara intención de seducir en El amante doble, sin caer en circunloquios. Y lo consigue. Ozon sabe cómo mantener el interés, aunque sea recurriendo a trucos de magia. Como su triunfal entrada, sugerente revisitación de Un perro andaluz, de Luis Buñuel, su truco más sorprendente, al principio del filme. El resto serán descubiertos por dos figuras muy elocuentes. La actriz Marine Vactch, a quien destapó como una actriz sugestiva en Joven y bonita; y Jérémie Renier, descubierto por los Dardenne y desde entonces en las filas tanto de los belgas como del propio Ozon. Ellos le sirven de maestros de ceremonia para experimentar toda la artillería pesada de un realizador siempre dispuesto a arriesgar. Aunque este filme, tan meditado y meticuloso, en cambio, pierde altura con tanto trajín argumental que no cesa en su propósito de avanzar, quedando solapado por otros títulos más interesantes de la filmografía del francés, pero en los que quizás haya menos espacio para un debate, en torno al afán de supervivencia que empuja a lo perverso, que aquí comienza cuando finalmente encontramos la llave que abre la puerta. El recorrido que nos revela la clave, es no obstante un ejercicio de riguroso análisis de una imagen quirúrgicamente digital que conecta con una trama enrevesadamente asequible y contemporánea, que se escapa de lo políticamente correcto, sin escandalizar, a estas alturas, a nadie, en sociedades acostumbradas al exceso, demandantes, precisamente, de este tipo de cinematografía que conecta con lo íntimo.

 

Tráiler de El amante doble | StyleFeelFree Youtube

FICHA TÉCNICA
Título original: L’amant double
Duración: 107 minutos
Dirección: François Ozon
Guion: François Ozon y Philippe Piazzo (Adaptación libre de la novela “Vidas Gemelas” de Joyce Carol Oates)
Fotografía: Manuel Dacosse
Dirección artística: Sylvie Olivé
Vestuario: Pascaline Chavanne
Música / banda sonora: Philippe Rombi
Montaje: Laure Gardette
Reparto: Marine Vacth, Jérémie Renier, Jacqueline Bisset, Myriam Boyer, Dominique Reymond
Fecha de estreno España: 8 de septiembre de 2017
FESTIVALES Y PREMIOS
Festivales:
Festival de Cine de Cannes (2017): Sección Oficial
Nominaciones:
Festival de Cine de Jerusalén (2017): Nominada a Mejor Película Internacional
Roux Feelfree

Roux Feelfree

Periodista, librepensadora y crítica cultural desde una perspectiva social y despatriarcal. Observando, asumiendo y reflexionando para desconceptualizar ideales que desentrañen lo real contemporáneo | Twitter