Macbeth | Sublime fotografía de la ambición

Desde lo psicológico que impregna una puesta en escena arrolladora, el nuevo Macbeth de Justin Kurzel se alza como la mejor de las adaptaciones de la obra de Shakespeare

Macbeth | stylefeelfree

Fotograma de Macbeth | StyleFeelFree

Son numerosas las lecturas cinematográficas de Macbeth, la célebre obra de Shakespeare. Las más destacadas figuran con el sello de Orson Welles, en 1948 y de Roman Polanski, en 1971. Sin embargo, ninguna de ellas ha conseguido profundizar como la que ahora se presenta de Justin Kurzel en la tenebrosa atmósfera escocesa resuelta en una esmerada puesta en escena que supera la siempre recurrente trama argumental para ahondar en la perfidia humana que hacen de Macbeth  una obra siempre contemporánea desde el punto de vista psicológico.

Este nuevo Macbeth  vuelve en el contexto de un mapa político mundial que está generando inesperadas posturas encontradas sustentadas por ambiciones que argumentan poner orden a un caos generado por una codicia a la que se le comienzan a ver sus tácticas y por ello, sus errores. La ambición, motor que mueve el mundo, que lo trastoca, está repleta de caminos. Pero como casi siempre suele ser urgente, el trayecto corto es el más recurrente. Como en Macbeth, el ser humano con el don de la oportunidad, no suele escatimar en recursos que en el cine dan escenas fastuosas. Seducidos por esa grandilocuencia hay otra subtrama inmediata ya que revisar la obra de Shakespeare se convierte en fundamental para escurrir la trampa de elegir el tramo más breve y fatal surcado por tentaciones perversas.

En manos del realizador australiano que dejó su impronta en Snowtown  demostrando su talento para enfrentarse a personajes tan cautivadores como perversos, la historia de Macbeth  se recupera más humana si cabe con las enormes interpretaciones de Michael Fassbender, que se está alzando con mérito como una de las figuras masculinas más audaces del cine actual; y Marion Cotillard, menos natural desde las exigencias físicas que la industria reclama a la mujer, pero enorme en la interpretación. Ambos se desenvuelven más que predispuestos para interpretar a una de las parejas literarias más seductoras para la gran pantalla. Cautivadores y brillantes manejándose como semidioses ominipotentes pero caídos en desgracia en medio de una lograda composición sublime que convierte a la obra de Shakespeare en un esplendoroso y descarnado drama, más épico y complejo que las anteriores versiones. Una obra para revisionar aunque solo sea por el deleite estético que se advierte en todos los recursos, como en el espléndido vestuario. Y desde todos los ángulos.
 

Tráiler de Macbeth | StyleFeelFree Youtube

FICHA TÉCNICA
Título original: Macbeth
Duración: 113 minutos
Dirección: Justin Kurzel
Guión: Todd Louiso, Jacob Koskoff, Michael Lesslie (Obra: William Shakespeare)
Fotografía: Adam Arkapaw
Música / banda sonora: Jed Kurzel
Reparto: Michael Fassbender, Marion Cotillard, David Thewlis, Elizabeth Debicki, Jack Reynor, Sean Harris, Paddy Considine, Julian Seager, David Hayman, James Michael Rankin, Barrie Martin, Ross Anderson
Fecha de estreno España: 25 de Diciembre de 2015
Roux Feelfree

Roux Feelfree

Periodista, librepensadora y crítica cultural desde una perspectiva social y despatriarcal. Observando, asumiendo y reflexionando para desconceptualizar ideales que desentrañen lo real contemporáneo | Twitter